martes, 18 de junio de 2013

Intemperie


Muchos han comparado a Carrasco con Delibes, con Cormac McCarthy, incluso con el Lazarillo. De todos ellos tiene algo esta novela, el lenguaje preciso y castellano claro que se acerca a Delibes, la desolación del paisaje de McCarthy, el apredizaje de un niño junto a un viejo del Lazarillo. Pero Intemperie es otra cosa.
No sé si es la mejor novela española del 2012, como dicen otros, pero sí que es una buena novela. Bien escrita, bien trazada.
La huída de un niño de su mísera vida, de la violencia que lo envuelve y la acogida del cabrero, un viejo pastor seco y duro como la tierra que pisan. Una de las relaciones más dignas que he leido.
Me ha gustado mucho.

1 comentario:

Carmen Forján dijo...

A mí también me encantó. Y le saco más parecido a Delibes...
Besos,