sábado, 5 de febrero de 2011

Guardar libros

Librerías preciosas y lugares insospechados, en cualquier lugar podemos guardarlos:




En el alféizar de una ventana.





En una pared desnuda.





En un mueble hecho a medida.





En un mueble DIY (Do-it-yourself) con cuatro tableros y caballetes .





En una original librería de diseño.



¿Qué os parece? ¿Con cuál os quedáis?

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Me gustan todas, pero me quedo con la pared desnuda. Muy gracioso, gracias por este buen rato que he pasado viendo tu post.

Eva dijo...

Sí, yo creo que también me quedo con la pared desnuda, al final lo más simple siempre acaba siendo lo mejor, jeje.
Me alegro de que te haya gustado el post.

Carmen dijo...

Yo con el alféizar...
Besos,

miriabad dijo...

Con todas, menos la del mueble hecho a medida. Y eso que yo las librerías las tengo de IKEA. Pero puestos a imaginar... Hay que ser libres.
Un saludito, Miriam

Javi dijo...

Me quedo con todas las alternativas... sobre todo si están así de bien presentadas.
Por qué será que me parecen librerías de diseño pero no de lectores... porque la de la pared desnuda es preciosa, pero vaya tela...
Bueno pues eso... he encontrado este blog y me ha gustado mucho... enhorabuena. Qué gusto descubrir que en el mundo somos muchos los apasionados por la literatura...